in Blogs

Todo tiempo presente es mejor que pasado o futuro

hptx-logo-new.png

Yo pienso que estoy viviendo en una época muy interesante. Pero antes, cuando estaba por cumplir 20 años, siempre decía que me hubiera gustado vivir en la segunda y tercera década del siglo pasado (1910-1930). Definitivamente estaba obsesionado con Lovecraft, sus mitos, y esa época donde lo ultimo (geográficamente) estaba por descubrir. Hoy en día, me siguen pareciendo unos años interesantes y aventureros.

Pero.

Cuando viví los años 80`s, me parecían patéticos, absurdos, idiotas, hasta cursis. Hoy no es que los extraño, pero definitivamente son más interesantes de lo que mi apreciación directa, en aquel momento podía entender.

Y aquí es donde viene el argumento central de este post: nos pasamos la vida o mirando al pasado (con nostalgia) o buscando un mejor futuro. Rara vez nos fijamos lo interesante que es el presente. Siempre tendemos a estar añorando nuestro pasado de hace unos 8 años, más o menos.

Tengo un ejemplo perfecto para describir esto. Hace 11 años me compre una Handycam, con mis primeros sueldos, quede pagándola como por 2 años. En aquel momento un pensamiento me seguía, era un extraño mea culpa, “que lastima que no pude comprármela a principios de los 90`s, para documentar ese momento tan interesante y grunge de mi vida”. Bueno, me puse a filmar como un loco demente obsesivo (casi asesino múltiple) todo lo que podía. Tengo unas 20 cintas de esa época. Segundo lustro de los 90`s. No pude filmar el primer lustro, porque era un normal estudiante latinoamericano de un país bastante divertido pero sin dinero. Luego cuando ya pude comprarla, pensaba en aquel momento, cuando no podía.

Hoy en día esas 20 cintas son oro puro. En aquel momento no lo vi. Y lo son porque fueron años interesantes de mi vida. Un “presente” pasado.

Así fue como entendí. No es que tenemos años interesantes, podemos elegir que nuestra vida sea toda interesante. Cuando nos enfocamos y disfrutamos de nuestro presente pueden ocurrir cosas grandiosas. Y no solo eso, al ver mejor nuestro entorno, puedes ver como estamos viviendo años alucinantes, vimos nacer, crecer Internet. Un mundo sin conexiones dominado por los grandes generadores de contenido, pasa a lidiar con verdaderos guerreros de la información de nivel 20, desperdigados, rebeldes. Nada fácil.

Las redes sociales crecen, hacen su revolución anti censura. La industria de la música parece el demonio de tazmania. Los blogueros son el dolor de cabeza de muchos medios. Personas muy creativas, rompen la geografía y se unen para crear mini comunidades y alianzas (y logran salir de la isla de Lost más rápido que Planeta de Agostini). Grandes amigos se conocen y descubren sus sueños, y tienen la tecnología para llevarlos adelante.

El presente es tan interesante como tu quieras verlo. Y si no lo ves, tienes la oportunidad de crear un presente. Y aunque no tengas Handycam, el día que la compres, sal y filma tu vida (ja! suena a Paulo Coelho*).

* pero no importa

The End.

Nota: Este post fue creado después de ver el logo nuevo de Hipertextual. Pensaba ponerlo como un post-noticia, pero creo que no he tomado el café suficiente. Desde aquí felicitaciones a Eduardo, Manú y Arturo, por construir (escribir) parte del presente.

Write a Comment

Comment

11 Comments

  1. Estoy encantada con lo que he leído… Que lindo lo que dices.
    A mí también me sucedió cuando era preadolescente que sentía que mi vida era lo más patético del mundo y soñaba con por fin ser “alguien”. Yo tenía un diario (como todas las niñas) donde escribía mis vivencias, sentimientos y esas cosas. Un día, sin darme cuenta: crecí, y ese diario volvió a caer en mis manos… recordé lo feliz que era, lo dulce que era mi vida en ese entonces…
    Hoy por fin adulta mi vida es justo como yo la soñaba: soy independiente, hago lo que mejor me parece, domino todo lo que tiene que ver conmigo (je je je)… a veces me las veo negras (sobre todo por la carrera universitaria) pero aquí estoy: hacia adelante! Viviendo la mejor época de mi vida!…
    Procuro documentarla (porque soy pobre y no tengo cámara de video) con fotos y eso, pero lo que más quiero es mantenerme atnta, con mis ojos muy abiertos, para gozarme cada día y cada minuto de mi vida actual.
    Me has recordado que este momento es único, y lo interesante que pasa en el mundo y en el pais, y en la internet, y en todo.
    Gracias amor, eres de oro.
    Besosss…

  2. Me niego a llorar leyendo un post de Esquizopedia… que tengo el día de un sensible :) Muy bonito, en serio, y muchas gracias…

  3. Este post es sencillamente EXQUISITO. En tan pocas palabras defines un dilema del ser humano que nos ha traído muchos dolores de cabeza y muchas interrogantes…Vivir el presente. Saborearlo, documentarlo, experimentarlo y ver lo bueno que trae consigo.
    Ciertamente seguiremos extrañando el pasado por cosas que no pudimos realizar o por las que mas nos gustaron, pero verle la pimienta y la sal al dia a dia es algo que deberiamos adoptar como máxima para disfrutar mas nuestra vida.
    Excelente post!!!

  4. Con este post dan ganas de comerse al mundo en cada segundo que respiramos, disfrutarlo al máximo, sacarle provecho a todo cuanto nos suceda por muy malo que parezca, porque en un santiamén será pasado y el futuro sólo una promesa, un sueño que habremos de construírnos y este presente hermoso es la estación donde pasaremos la vida…

    Un beso y un abrazo
    Que tengas un lindo día…
    Tu amiga JJ

  5. pues yo he comentado que me hubiese gustado vivir y disfrutar de los 80´s, pero tal vez dentro de algunos años me diga “por que no disfrute de los 90´s u otra epoca”, asi que por ahora no tengo tanto como para una handycam, pero me comprare una cam, fotos quemadas en un cd sirven no? jajajaja!!!!!!!!!
    Me gusto mucho lo que escribiste…!
    no nos muestras nada de lo que contienen esas cintas?

  6. Brillante post.

    Creo también que la nostalgia es un obstáculo vital nefasto. Sobre todo cuando la vida se convierte en una sucesión infinita de días laborales.

    Quizás las redes sociales nos ayuden a romper ciertas rutinas, librarnos de la seducción de nostalgia. Vivir todos los días distintos, o como dijo una vez Arráiz Lucca en “Casa de Ciudad”:

    (…)
    “que nada se acerque a la eternidad,
    que la ciudad que yo conozco
    no la conozcan mis hijos,
    que nunca rodemos por la misma calle,
    que la nostalgia se construya todas las quincenas.”

  7. ERES TODO UN FENOMENO MARAVILLOSO.
    TE FELICITO POR TU GRAN SENSIBILIDAD.
    QUE DIOS SIEMPRE TE ILUMINE.
    SALUDOS DESDE MONTERREY,MEXICO.